DEUTERONOMIO 4.9 Por tanto, guárdate, y guarda tu alma con diligencia, para que no te olvides de las cosas que tus ojos han visto, ni se aparten de tu corazón todos los días de tu vida; antes bien, la
USTED QUE SIENTE EN SU CORAZON HACER UNA OFRENDA PARA LA OBRA DE DIOS, PUEDE DEPOSITAR SU OFRENDA O PRIMICIA
A LA CUENTA CORRIENTE EN EL BANCO DE CREDITO(BCP)      305-1897613-0-14




recursos